Archivar en la categoría “Europa League”

Sin sorpresas

FOTO: RTVE.es

FOTO: RTVE.es

La lista del Balón de Oro no ha sorprendido a nadie. Cristiano Ronaldo, Lionel Messi y Andrés Iniesta forman el pódium del premio a falta de conocer el ganador (7 de enero). Real Madrid y Barça se ven representados otro años más en el premio formando un trío con igualdad de posibilidades. ¿Igualdad de posibilidades? Sí, sin duda, porque a pesar de que se pueda ver a Cristiano y a Messi por delante de Iniesta, no se puede olvidar que fue el español quien tumbó a ambos en la entrega del premio al mejor jugador en Europa otorgado por la UEFA.

Las encuestas dan como primero a Messi, seguido de Cristiano y por último Andrés. Yo no lo veo tan claro aunque creo que Messi lo ganará, se ha comido los records a bocados y sigue queriendo más. Aunque el mérito de Cristiano es muy grande, un jugador que siempre lo tiene todo a contracorriente y que no tiene la ayuda del mago Andrés Iniesta, y que ha llegado a semifinales de la Eurocopa con Portugal (también, como Leo y Andrés a las semifinales de Champions). Este premio está claro que no es justo del todo, no tiene sentido dar premios individuales en un deporte que es colectivo. Messi no sería el mismo sin Iniesta y viceversa. Cristiano no sería lo mismo tampoco sin otros jugadores…

Estos tres jugadores eran los esperados, pero no hay que olvidarse de otros tres que también tuvieron posibilidades por encima del resto: Falcao, Casillas y Neymar. El caso de Falcao es importante ya que ha “dado” la Europa League y la Supercopa de Europa (dos títulos) a un Atlético de Madrid que ya arrasa, siendo uno de los jugadores que ha logrado cambiar la mentalidad en el club colchonero.

Por otro lado, Casillas también tuvo sus posibilidades, aunque muy escasas, ya que como capitán de la Selección logró la Eurocopa, siendo otra vez más jugador clave.

El que sí varía es el caso de Neymar, un jugador que está a otro lado del charco. No se cuenta apenas con él para este trofeo dada la condición de jugar en una liga que no es referente ni por organización ni por nivel. En Brasil se pide que esté junto con Cristiano y Messi, pero lo real es que Neymar no tendrá posibilidades de ganar un Balón de Oro hasta que llegue a Europa y pueda medirse a los más grandes.

En el caso de los entrenadores, quizás tampoco haya habido sorpresas, repiten los del año pasado. Del Bosque, Mourinho y Guardiola optan al título. Creo que Guardiola parte con desventaja dado que tampoco ha sido su mejor temporada. Así pues, veo una lucha entre Del Bosque y Mourinho. El portugués ha sido aquel que hay hecho tambalear por momentos la hegemonía del Barça, el que ha logrado que el Real Madrid vuelva a creer (aunque ahora no pase por su mejores momentos). Sin embargo, creo que Del Bosque será el ganador este año, ha ganado la Eurocopa y lleva mereciéndoselo desde el Mundial, ya es hora.

Di Matteo y Simeone eran los otros dos entrenadores con posibilidades de entrar en esa final. El primero, ganador de la Champions League. El segundo, ganador de la Europa League y de la Supercopa de Europa. Di Matteo tiene su mérito ya que cogió al equipo en muy mal estado. Su juego no pasará a la historia como el mejor, sin duda, pero logró cambiar la mentalidad de sus jugadores y hacer al Chelsea campeón de Europa por primera vez en su historia. Lo de Simeone es similar, llegó e hizo campeón al Atlético, aunque a su vez logró tumbar al Chelsea de Di Matteo en la Supercopa de Europa. Si esto sigue así (es fútbol es impredecible), Simeone estará el año que viene en esa final.

@tandadepenaltis

También en: Creemos en el fútbol

“No hay jugadores jóvenes y viejos, los hay buenos y malos” – Santiago Bernabéu

Anuncios

Los otros leones

El Athletic se encuentra ante el último escollo para llegar a la final de la Europa League. El rival, el Sporting de Lisboa, un club rejuvenecido y con muchos jugadores de calidad, algunos de ellos españoles (Diego Capel y Jeffren) y otros con pasado en la Liga BBVA (Matías Fernández y Elías). Lo cierto es que el conjunto bilbaíno es favorito para llegar a la final, y más aún por el nivel mostrado en anteriores eliminatorias, nada parece capaz de dejar al Athletic sin final europea esta temporada.

El Sporting de Lisboa, dirigido por el exjugador de la Real Sociedad Ricardo Sá Pinto, se encuentra en cuarta posición de la liga portuguesa (muy por detrás de Oporto, Benfica y Sporting de Braga) y busca en esta competición lo mismo que el Athletic, hacerse con una copa que deje buen sabor de boca a la temporada ya que en liga no están rindiendo como se esperaba. Jugadores para el objetivo no le faltan, plantilla de calidad y muy joven.

En portería Rui Patrício, portero joven (24 años) formado en las categorías inferiores del club. Jugará un papel importante para mantener la portería a cero en la ida, portero muy seguro y que suena para equipos grandes, se espera mucho de él. En defensa juegan con dos laterales rápidos y con perfil ofensivo aunque con ciertas carencias defensivas como son Insúa y Pereira y como centrales Polga y Xandao, dos jugadores que van bien por alto pero lentos. Por tanto, la defensa de los portugueses no será un dolor de cabeza para los bilbaínos. Doble pivote en el centro del campo formado por Schaars y Carriço o Neto en el que falta técnica pero sobra esfuerzo, ayudarán en las tareas defensivas. Más arriba, una línea de tres detrás del delantero formada por Matías Fernández en el centro y como extremos Diego Capel e Izmailov. En el caso de Matías Fernández, es baja de última hora, por lo que será un problema para el Sporting la pérdida de uno de sus jugadores destacados. Por otro lado, es curioso que en la fábrica de extremos jueguen dos extremos que no han sido formados en las categorías inferiores y ni siquiera son portugueses (Capel e Izmailov). Ambos son claves en el equipo y a ellos deberá prestar atención el Athletic. Como delantero un holandés, Van Wolfswinkel, joven y con mucho gol aunque no destaca técnicamente.

Individualmente ninguno de sus jugadores iguala o supera la calidad de los jugadores del Athletic, y en conjunto tampoco. Lo cierto es que parece un equipo mucho más asequible que los rivales a los que ya eliminaron los bilbaínos como Manchester, Schalke… como también es cierto que el hambre de los portugueses puede ser esencial, de hecho ya eliminaron al Manchester City de la Europa League. A pesar de esto, ninguna de estas razones hace pensar en una eliminación del Athletic y en una final de Europa League sin dos equipos españoles.

 @tandadepenaltis

También en: Creemos en el fútbol

“Para mí el fútbol lo es todo. Pienso en fútbol, hablo en fútbol, leo fútbol y esa es una vida que no se puede vivir eternamente. Por eso me gustaría moderarla” – Marcelo Bielsa

El zarpazo de los leones, la pegada valencianista y el resurgir colchonero

Partido para el recuerdo el vivido ayer en el “Teatro de los Sueños”, pocos podían imaginarse que el luchador Athletic iba a poder superar de forma tan abrumadora a un conjunto todopoderoso, aunque venido a menos. Claro está que entre esos pocos soñadores estaban los leones, aquellos que consiguieron enmudecer a la grada local.

Desde el minuto 1 se pudo ver a un joven Athletic valiente, ofensivo, presionando y ejerciendo de equipo grande, más de uno pensaría que temerario al enfrentarse a un equipo de esta talla, pero con las ideas claras transmitidas por Marcelo Bielsa. Los minutos pasaban, partido de idas y venidas, de lado a lado, similar a un partido de tenis, puro derroche físico, lo que no cambiaba con el paso del tiempo era el dominio del conjunto visitante, el nerviosismo comenzaba a ensombrecer a los “Red Devils”. Dicen que a los equipos grandes les basta una oportunidad para meter gol, el Manchester United se aplicó el cuento y consiguió el gol, ese gol de Rooney que no estaban mereciendo encajar los vascos, sin embargo el fútbol fue injusto por unos instantes. Los rojiblancos, ayer uniformados de verde, no se rindieron y siguieron intentándolo, como buenos leones, dieron un zarpazo al filo del descanso gracias a su Rey León, Fernando Llorente. El fútbol ya volvía a impartir justicia. Con ese 1-1 se llegaba al descanso, resultado muy positivo para el Athletic y con sabor a derrota para el Manchester United.

La vuelta del descanso fue más de lo mismo, gran Athletic, mereciendo llevarse el partido, a pesar de que poco a poco los “diablos rojos” iban mejorando su juego. En el 71`llegó el gol de De Marcos, un gol en fuera de juego aunque totalmente justo por el juego realizado. El partido parecía decidido y listo para San Mamés cuando el joven Iker Muniaín daba otra magistral clase al meter el 1-3 tras un paradón de De Gea. Ahora sí, el partido parecía visto para sentencia. El Athletic parecía que se iba de Old Trafford con un resultado contundente ante un pobre United que podía haber encajado más goles de no ser por la notable actuación del portero español. Sin embargo, en el minuto 92 llegó un pequeño batacazo, mano de De Marcos dentro del área y penalti a favor del conjunto inglés que depositó su fe y parte de la eliminatoria en Wayne Rooney, el delantero no falló y puso el 2-3 en el marcador. ¿Será determinante esa mano de De Marcos en el partido de vuelta? La respuesta se cita en La Catedral. De todas formas, resultado que dejó a los bilbaínos contentos aunque con sabor agridulce, mientras que los ingleses lo tendrán difícil en un campo como San Mamés que será una caldera. A pesar de ello el gol de penalti les hace mantener la confianza en la remontada, una remontada que no será ni mucho menos imposible para un conjunto caído en la Europa League tras el desastre esta temporada en Champions.

A pesar de unos rivales en teoría más débiles que el del Athletic, no hay que olvidar a los otros dos conjuntos españoles que luchan por la Europa League, tanto Valencia como Atlético de Madrid encarrilaron en casa sus respectivas eliminatorias frente a PSV y Besiktas.

Por un lado el Valencia puso tierra de por medio ya en el minuto 10 con un tanto de cabeza del defensa Víctor Ruíz, dos minutos más tarde el internacional ché Roberto Soldado pondría un cómodo 2-0 en el marcador de Mestalla y demostraba su hambre de gol. El conjunto valenciano parecía una apisonadora sobre el campo, y en realidad lo era, poco podía hacer un PSV que encajó tras el descanso otro tanto más de Soldado de penati y otro de Piatti tras un gran control al recibir el balón. La eliminatoria parecía estar cerrada ya, sin embargo 2 tardíos goles de Toivonen (de penalti tras una entrada innecesaria de Mathieu) y Wijnaldum (tras un desajuste defensivo) ensuciaron un resultado muy de cara para el conjunto español, que mereció más.

Por otro lado el Atlético certificó su cita con el Besiktas en la primera parte, dos goles de Salvio (el segundo con una sublime vaselina) y otro tanto de un soberbio Adrián ponían el 3-0 en el marcador con el que se llegaba al descanso. Uno de los más destacados en esta primera parte fue el canterano Koke, un hombre que puede llegar a ser pieza fundamental en un conjunto colchonero crecido desde la llegada del “Cholo” Simeone. Este cómodo resultado ponía la eliminatoria muy lejos del alcance del equipo turco, sin embargo el portugués Simão Sabrosa, ex de los rojiblancos dio un golazo a las “águilas negras” que deja la eliminatoria abierta. La dificultad de los partidos en territorios como el turco puede ser determinante en la eliminatoria, a pesar de que el Atlético, al igual que los otros dos equipos españoles, tiene muchas papeletas para pasar de ronda.

En conclusión, los equipos españoles salen reforzados de sus citas europeas aunque los marcadores no reflejan el juego demostrado. Los tres merecieron más, pero o bien la poca fortuna de cara a gol (como en el caso del Athletic), bien algún desajuste defensivo (en el caso del Valencia) o la calidad de jugadores como Simão (en el caso del Atlético), dejan a nuestros rivales vivos para el partido de vuelta. El 15 de marzo será la vuelta, esperemos que con pleno español.

Podéis seguir todas las novedades a través de Twitter: @tandadepenaltis

Enlace Twitter: https://twitter.com/#!/tandadepenaltis

Enlace Facebook: https://www.facebook.com/pages/Tanda-de-penaltis/292771694124142

“Un penalti es una manera cobarde de marcar” – Pelé

Navegador de artículos

A %d blogueros les gusta esto: